jueves, 30 de enero de 2014

miércoles, 29 de enero de 2014

Pensando en el futuro

Nadie puede prescindir de su momento y sin embargo muchos hacen de su momento el tiempo todo. Y, cuando piensan el futuro, lo hacen extrapolando los valores dominantes de su tiempo, configurando el mañana desde los marcos del hoy (que ya es ayer). Es una actitud que la antropología denomina etnocentrismo y que en filosofía podríamos llamarla etnocentrismo temporal: todo se mide desde las creencias del presente. El problema es que el presente dista de ser ideal y entonces se reproducen sus mismas deficiencias a la hora de pensar el futuro.
Félix Velasco

martes, 28 de enero de 2014

lunes, 27 de enero de 2014

Dinero y felicidad

Cierto, el dinero no da la felicidad, ... pero la miseria tampoco.
FVA Management - Blog
Félix Velasco

¿Dónde está el dinero catalán?

10.050 millones. Ése es el pago a la Generalitat con cargo al FLA -el fondo de rescate- de 2013. Una cifra que todavía no incluye diciembre. Y una cuantía que refleja el esfuerzo de toda España por atender una parte de su territorio necesitada de ayuda por culpa de unos gobernantes más pendientes de su megalomanía independentista que de las necesidades que tienen sus ciudadanos.
Pero esa cifra es muchas otras cosas. Por ejemplo, la prueba de que pasados dos años desde la aprobación de la Ley de Estabilidad Presupuestaria, el Gobierno de Artur Mas sigue condenando a la ruina a su territorio pese a ser el destinatario de un ingente sacrificio de todos los contribuyentes -tan ingente, que equivale a la cifra anual de subida de impuestos en 2013-. La prueba también de que no se puede continuar por esta senda y la prueba de que podemos estar ante un enorme engaño.
¿Por qué? Pues porque si miramos las cuentas de Cataluña, todo parece avalar la tesis de que una parte de ese dinero está destinándose a crear las bases necesarias para la ruptura de España. ¿De dónde se desprende esta conclusión? En primer lugar, de la evidencia de que tras innumerables recortes en los servicios básicos, las partidas con las que la Generalitat nutre la creación de sus estructuras administrativas pseudoestatales permanecen intactas.
Y, en segundo lugar, directamente de los datos en poder de Hacienda, donde se refleja la ejecución presupuestaria de esta comunidad. Unos datos donde se puede comprobar si los ingresos y gastos previstos inicialmente se están cumpliendo. Pues bien, según esa información, aún pendiente de la incorporación de los datos de noviembre y diciembre, los ingresos estimados no sólo se han cumplido, sino que la marcha de la recaudación ha permitido rebasar las expectativas.
A cierre de octubre, los derechos de ingresos reconocidos muestran un cumplimiento del 102,54%. ¿Y cómo van los gastos? Pues, lejos de los que se podría pensar, no están descontrolados, sino todo lo contrario: las obligaciones reconocidas presentan una ejecución del 73,50%.
Momento en el que surge la pregunta obvia: ¿cómo pueden necesitar tanto dinero si cuentan con más dinero del previsto y están realizando oficialmente menos gastos? Una pregunta que nos lleva a la siguiente: ¿dónde está acabando el dinero que reciben? Y una pregunta que debería activar los resortes del Estado para acabar con una farsa no sólo enormemente cara, sino destructiva de España.
Carlos Cuesta
FVA Management - Blog
Félix Velasco

domingo, 26 de enero de 2014

Golpes de Estado

¿Es votable todo en una democracia? Sí. Mediante ajuste fiel al procedimiento al cual se ajusta cada voto específico. Y tal procedimiento está, siempre y necesariamente, muy reglado. No porque se trate de una democracia. Sencillamente, porque se trata de un Estado, de una máquina cuyo monopolio del poder sólo queda a salvo de declinar en barbarie cuando las reglas y protocolos de su actuación son situados a salvo de cualquier modificación voluntaria; o, lo que es lo mismo, arbitraria. Estado es autómata. Si no se quiere que sea déspota.
La «campaña internacional» de Artur Mas en estos días está articulada en torno a un silogismo infantilista propio del Zapatero más conmovedor: a) democracia es voto; b) el Gobierno español no permite a los censados en Cataluña votar su independencia; conclusión: c) el Gobierno español no es democrático. La carcajada que ha debido producir la lectura de tal secuencia de memeces en las cancillerías de una Europa civilizada ha quedado, por fortuna para nuestro común sentido del ridículo, apagada por la insonorización que es exigida por los usos diplomáticos.
¿Democracia es voto? Que nos lo digan a quienes vivimos el casi medio siglo de un franquismo atiborrado de votaciones corporativas y de tercios familiares. No existe ni ha existido una sola dictadura moderna que no haya hecho del voto su instrumento. Basta con regular adecuadamente el modo de ejercerlo.
¿El Gobierno español no permite votar su independencia al colectivo de ciudadanos censados en Cataluña? No podría. Ni el español ni ninguno. Por más que quisiera hacerlo. Violaría el principio constitucional más básico: el que pone la definición del sujeto constituyente en manos tan sólo de la totalidad de los ciudadanos a los cuales agrupa la Constitución en vigor. Un gobernante que se atreviese a violar ese principio, cometería un delito gravísimo de sedición. Y, en la práctica, estaría consumando un golpe de Estado. Que es como se define a aquellas actuaciones del poder político que no pasan a través de los reglados automatismos de las leyes. Veo muy bien a un Zapatero haciendo una barbaridad así. Pero dudo que ningún adulto mental –ninguno, aunque sea un político– se atreva a afrontar las consecuencias de eso: las morales como las penales.
Lo que Mas pide que se vote no es una Constitución para Cataluña. Eso vendrá después. Lo que pide ahora es que el voto de una fracción del sujeto constituyente español (los ciudadanos censados en Cataluña) decida por sí solo abolir la Constitución de España. Eso tiene un nombre: golpe de Estado. Y ningún gobierno de la nación podría avenirse a él sin ser su cómplice.
¿Puede abolirse una Constitución y abrir el camino para crear otra? Sí. Sin ningún problema. Basta atenerse al procedimiento que la Constitución vigente establece para su reforma, y que es una de las claves ineludibles de cualquier texto constitucional. De no ser así, de hacerse eso al margen de ley y norma, no estaríamos ante una reforma constitucional, sino ante un acto de fuerza. Frente al cual el Estado sólo podría reaccionar con un acto de fuerza más potente.
Nadie juegue a engañarse. El independentismo posee una vía legal. Sólo una. Desarrollar en el Parlamento español las hipótesis de reforma que contiene la Constitución del 78. Hacer que toda España vote una Constitución nueva que contemple la secesión posible de territorios. Y ejercerla luego. Legalmente. Es largo. Puede. Pero, al menos, no es trágico.
Gabriel Albiac
Félix Velasco - Management

Desigualdad

¡Menuda bomba nos ha soltado «Oxfam» con su estadística de desigualdad! Ni la de Hiroshima. Ni la de Nagasaki. Ni la del maremoto de Fukushima. Y es que las cifras son aterradoras: la mitad de la riqueza está en manos del 1 por ciento de la población mundial. El 10 por ciento de esa población posee el 80 por ciento de la misma, mientras el 70 por ciento sólo posee el 3 por ciento de ella. En España, los 20 más ricos tienen tanto como el 20 por ciento de los más pobres. Unas cifras aterradoras. Y, como todas las estadísticas, engañosas. Engañosas porque se quedan en los números sin ver lo que hay detrás. El que haya muchos super-ricos en los países más pobres es ya toda una advertencia. El problema no es que haya ricos, sino cómo han hecho y qué hacen con su riqueza. Si la han logrado por la especulación, gracias a influencias exógenas o, sencillamente, engañando a los demás, como hizo Madoff y algunos bancos vendiendo a sus clientes productos financieros contaminados, será una riqueza perversa, nociva. Si, en cambio, es producto del trabajo, del esfuerzo, de la organización, de la invención, de la perspectiva empresarial, es una auténtica bendición no sólo para quien la posea, sino también para cuantos colaboran con él y para la sociedad en general. En España tenemos el mejor ejemplo. El hombre más rico del país es Amancio Ortega. Pero Amancio Ortega consiguió su fortuna no engañando ni explotando a nadie, sino haciendo el milagro de vestir como en «boutique» de lujo a mujeres jóvenes y no tan jóvenes que antes habían tenido que conformarse con vestidos que se veía a la legua habían sido hechos con un patrón uniforme y, además, de la moda del año pasado, en el mejor de los casos. Sin que les costase mucho más que los «chick». Gracias a eso, su éxito ha sido mundial y encontramos sus tiendas en todas las grandes ciudades. De paso, ha dado trabajo a decenas de miles de personas en todas las ramas que incluye la confección.
Lo que necesitamos son muchos Amancios Ortega. Si los hubiese, no habría tantos parados en España. Lo malo es que los españoles, y en mayor o menor grado el resto de los europeos, hemos preferido un puesto seguro, a ser posible en la Administración, con un sueldo razonable y abundantes vacaciones, a lanzarnos a la aventura de convertirnos en empresarios o autónomos, siempre llena de riesgos.
La desigualdad no se corrige subiendo el salario mínimo interprofesional. Ni, menos, extendiendo el subsidio de paro, las recetas preferidas de la izquierda. La desigualdad se corrige haciendo muchos empresarios y, a ser posible, muchos millonarios entre ellos. Y buenos empresarios sólo se hacen con buenas escuelas, con buenos profesores, con barrios seguros, con familias estables, con premios a los que se esfuerzan e incentivos a los que están dispuestos a llegar a lo más alto, que, a la postre, será hacer subir al país.
Es decir, todo lo que no se ha hecho en España en los últimos años. ¡Qué años! ¡Décadas!
José Mª Carrascal
FVA Management - Blog
Félix Velasco

viernes, 17 de enero de 2014

Hazlo ahora


Jamás vas a ser más joven de lo que eres hoy, nunca más vas a tener la misma energía y el mismo tiempo que tienes ahora, así que ¿por qué no empezar a ser más disciplinado y organizado? ¿cuántas excusas te quedan para no levantarte cada día con la firme determinación de vivir apasionadamente la vida y poner los medios para conseguirlo?
FVA Management - Blog
Félix Velasco

lunes, 13 de enero de 2014

Auge y caída del "delfín" de Pujol

Auge y caída del «delfín» de Pujol
Auge y caída de un político. Esa es la historia de Oriol Pujol, quien estaba llamado a ser el "hereu" (heredero) del ex presidente de la Generalitat, Jordi Pujol, pues era el único de sus siete hijos que apuntaba manera de dirigente público. Pero Pujol (Barcelona, 1966) se ha quedado en «primo de Zumosol», según consta en el sumario judicial de la ITV, que ha acabado con sus aspiraciones a suceder a su padre en el "trono" catalán. Según los investigadores, Oriol Pujol era el conseguidor político de los apaños que planeaba la trama de empresarios que aspiraban a gestionar las estaciones dedicadas a realizar la inspección técnica de los vehículos. La Agencia Tributaria le considera «colaborador necesario» en la trama y las escuchas telefónicas que obran en la causa son muy comprometedoras. Tanto que ahora se amplían las imputaciones y, según la Fiscalía, también cometió cohecho.
Oriol llegó a ser secretario general de CDC, pero a raíz del escándalo judicial, tuvo que abandonar este cargo y de momento sigue en política como diputado raso en el Parlamento catalán. Protagonista de una fulgurante carrera política desde que, tras estudiar Veterinaria y un máster en dirección de empresas, su padre le convirtió en jefe del gabinete técnico de Presidencia de la Generalitat, en 1993.
Oriol Pujol ocupó algunos otros cargos en la Generalidad presidida por su padre, el último como secretario general del Departamento de Trabajo, Industria, Comercio y Turismo. Desde entonces se fue preparando para su misión. Llegar a ser un día presidente de la Generalidad. En 1999, cuando se planteó a quién debía ungir Jordi Pujol como sucesor, apostó por Artur Mas, de perfil más técnico y, en teoría, sin veleidades independentistas como él. Mas iba a ser sólo un «impasse» hasta que Oriol cogiera las riendas de una Cataluña que soñaba separada de España. Pero el cuento ha cambiado mucho. Tras tragarse los años del gobierno tripartito en la oposición, Mas fue presidente y ahora se ha transformado en una suerte de mesías de la independencia. Oriol Pujol, por el camino, ha acabado estrellándose ante la Justicia. Sus afanes políticos, a los pies del TSJC.
J.G.
FVA Management - Blog
Félix Velasco

sábado, 11 de enero de 2014

El origen de los emoticonos

7-12-emoticones


Scott Fahlman fué el creador de los emoticonos: ( = emoción + icono), que son esos signos sencillos que expresan un determinado estado de ánimo.
Fahlman que nació el 21 de marzo de 1948, en Medina, Ohio, EUA era profesor de Informática de la Universidad Carnegie Mellon, pensó que iban a ser muy útiles para ayudar a las personas a distinguir entre los mensajes que eran reales y los que solamente eran una broma en un tablón de mensajes electrónico.
Propuso que se usara :-), para dejar bien claro que el mensaje estaba hecho con ironía, y :-( como símbolo de tristeza, enfado o mal humor. El mensaje original lo puso el 19 de septiembre de 1982.
Tuvo muchísimo éxito entre sus colegas, que agrandaron rápidamente el diccionario de iconos. Por aquel entonces, Internet era una red que se usaba sobre todo en ambientes académicos.
Al principio empleaban los "online bulletin boards" solamente para comunicarse entre ellos. Cuando Internet creció, los internautas adoptaron estos códigos para subrayar el sentido de sus mensajes.
Actualmente lo utilizan todas las personas que chatean (conversan) por medio de la web.
Un emoticono, es la unión de un término informático más un estado de ánimo.
En el año 2002, fué recuperado por un equipo de especialistas que buscaban validar el origen, que todavía se disputa, pues muchos afirman que era una vulgar copia de los "smiles", las famosas (caritas sonrientes).
La Carita sonriente o smiley es tal vez uno de los iconos o fenómenos culturales mas importantes que se ha dado lugar a finales del siglo XX y principios del XXI.
La carita sonriente tuvo su origen en 1963, como producto secundario de la fusión de dos empresas de seguros en Worcester, Massachussetts, Estados Unidos.
State Mutual Life Insurantes, (Mutual Estatal de Seguros de Vida), compró la compañía Guarantee Mutual Company, de Ohio.
La unión de estas dos empresas, sentó fatal a los empleados, y la dirección, decidió implantar una “campaña de amistad”, que incluía la orden de: sonreír en horas de trabajo, sonreir cuando hablaran por teléfono, sonreir cuando estuvieran con un cliente, sonreir cuando se realizaba un pago e incluso sonreir cuando se escribíera un informe.
Buscaron un diseñador gráfico, que les hiciera un icono, Harvey Ball, fué el elegido, y dedicó solamente diez minutos a la creación del rostro sonriente, cobró su tarifa regular: 45 dólares y no lo registró.
El dibujo, impreso en botones, tuvo una excelente acogida, tanto por los empleados como por los clientes. Se sorprendieron cuando les empezaron a hacer pedidos, de diez mil smiles en cada pedido. Varios años después, Bernard y Murray Spain, de Filadelfia, empezaron a producir sus propios botones,con la carita sonriente, la grabaron tambien en camisetas y pegatinas, y ganaron muchísimo dinero. A partir de este momento, el emblema empezó a distribuírse en todo el mundo. Se calcula que en el año 1972 se habían vendido alrededor de 50 millones de botones con la carita sonriente.
Con la llegada de Internet, el dibujo encontró un nuevo campo donde establecerse, cuando se ideó una forma de comunicarlo con caracteres: se llamaron emoticones, y se llegaron a utilizar muchas variaciones de la carita sonriente para expresar a otros usuarios el estado de ánimo.
Harvey Ball, su creador, falleció en abril de 2001. Nunca patentó su diseño, por lo que no recibió más de los 45 dólares que le pagaron por él. Sin embargo, como era un hombre muy generoso, se le ocurrió fundar la corporación World Smile, que organiza el "World Smile Day" cada mes de octubre, donde se recauda dinero para obras de beneficencia.
FVA Management - Blog

miércoles, 1 de enero de 2014

Una vida interesante


En algunas ocasiones, cuando las cosas no terminan de salir como esperábamos, o algún reto se presenta en nuestra vida, nos asaltan muchas dudas. En esos momentos es fácil sentirse abrumado. En la mayoría de los casos lo único que realmente necesitamos es que alguien se interesase por nosotros y nos diga de corazón: “Yo creo en ti”. El hecho de saber que alguien nos valora y cree en nosotros, es un bálsamo de increíble.
FVA Management - Blog
Félix Velasco